Solfónica apoya a Fraguas

 

IMG-20190223-WA0007_v2

El 16 de febrero se dieron cita una veintena de asociaciones civiles y ecologistas en Fraguas, en la Sierra norte de Guadalajara para celebrar una jornada de reforestación en una ladera degradada con escasa cobertura vegetal con peligro de erosionarse y provocar riadas que pudieran afectar a los pueblos cercanos. Plantamos unos 3000 árboles autóctonos, mayoritariamente robles, en una parcela de titularidad pública, enclavada en una zona de gran valor ecológico donde a consecuencia de un incendio que sufrió en el verano de 2014 se están formando una decena de cárcavas y derrumbes.

La acción se enmarcaba dentro de la solidaridad y apoyo hacia los 6 jóvenes condenad@s recientemente por reconstruir y devolver la vida a Fraguas, expropiado durante la dictadura franquista, entregado al ejército para hacer prácticas de tiro y, una vez destruido, abandonado. Trabajamos codo con codo, comimos, reímos, cantamos…. Nos demostramos una vez más que el trabajo en equipo, la cooperación y el apoyo mutuo son los mejores aliados frente al poder represor que nos explota y destruye la naturaleza.

IMG-20190222-WA0007

 

Finalmente la judicatura ha ratificado la sentencia condenatoria para los repobladores de Fraguas.

Alguien debería explicar por qué no es delito echar a la gente de su pueblo, destrozarlo para abandonarlo después y sí lo es recuperarlo y devolverle la vida.

A las “autoridades” les ha parecido un peligro el hermoso proyecto de autogestión y soberanía alimentaria de Fraguas basado en relaciones horizontales y vida comunitaria.

La confirmación de esta injustísima sentencia ha llenado de indignación a todo el mundo con una mínima conciencia social-ambiental y dos dedos de frente, así que el 23 de febrero hemos acudido al llamamiento de los seis compañeros condenados y nos hemos plantado en Tirso de Molina. A las 11,30 h. estaba convocada una rueda de prensa y a las 12 h. ya estaba la Plaza repleta: compañerxs de Guadalajara, Madrid, Aragón, Soria, Huelva…. gentes del Norte y del Sur, del mundo rural y urbano, de todas las edades y condiciones sociales, pero con el vivo sentimiento de pertenencia a un pueblo que no se rinde ante el abuso del poder, nos hemos unido para expresar nuestra repulsa a esta condena que hiere profundamente los más elementales principios de justicia y sentido común.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s